algunos de nuestros PROCEDIMIENTOS

Consejos TRAUMATOLOGICOS y Ortopédicos
cuello-22
  • Dr. Carlos Chiriboga A.
    Vicepresidente Sociedad Ecuatoriana de Ortopedia y Traumatología- Guayas
    Staff ortopedia Hospital Alcívar
El dolor de la espalda baja (lumbalgia) y el dolor de cuello (cervicalgia) son un  problema importante de salud pública. Entre 70 a 80 % de los adultos presentan dolor lumbar y  48% de la población adulta dolor cervical1.  Es la primera causa de incapacidad laboral en personas mayores de 45 años.

El  uso incorrecto  de nuestra columna, los malos hábitos posturales, el stress, deshidratación,  exceso de peso corporal, traumatismos antiguos o cicatrices, y tejidos o áreas de nuestro organismo con inflamación crónica y que provoquen irritación del sistema nervioso autónomo,  son las causas por las cuales una enorme población mundial sufre de dolores de cuello y espalda.

Todos estos problemas nos pueden llevar a la contractura muscular, a la hernia discal, a la ciática, a la artrosis y estenosis de la columna vertebral. Es decir, todos estos diagnósticos son el resultado de un mal uso de nuestra espalda y cuello o de un exceso de cargas e inflamaciones o “ruidos” en el organismo. Quitar el dolor con pastillas o inyecciones, es ocultar el problema real.

Esta sobrecarga de eventos lleva al paciente a un desequilibrio en el sistema nervioso y a toda la cascada de procesos de dolor, contractura, inflamación y finalmente la dichosa hernia o protusión discal. Si el problema continúa en el tiempo por meses o años, el resultado final es la ARTROSIS  o cambios degenerativos crónicos. Pero tengamos claro que esto es la consecuencia de varios eventos en el organismo.

Si miramos sólo la columna y nada más que la columna, no estamos viendo un paciente. Estamos viendo una columna. Si miramos holísticamente, si miramos desde la totalidad al organismo en cuerpo y mente,  entonces estamos viendo un paciente y su dolor. En el dolor de espalda es muy importante ver la totalidad.

cervicalLa columna vertebral es una red de (colágeno)  tejido conectivo que se rompe por numerosas causas. Y estas no siempre están en la espalda. El colágeno es un procesador de información de todo lo pasa en el organismo. Por esto, un mal gesto para levantar un objeto puede ser tan solo la gota que derrama el vaso. Pero atrás de este evento esta toda la información acumulada en la red de colágeno. El STRESS y la deshidratación son los principales destructores de esta red de colágeno. Al igual que los campos interferentes o estímulos excitadores primarios.

Muchos dolores de la columna lumbar están relacionados con dolores de la columna cervical y viceversa. Unos se presentan en una época y otros en otra. Pero si miramos todo el contexto encontramos que en muchos casos estos procesos tienen una relación. Es necesario buscar el gatillo de todos los eventos. Es necesario tratar la causa y no el síntoma: dolor.

Una hernia discal cervical o lumbar es provocada porque el disco que encuentra entre 2 vértebras sufre exceso de presiones y tiende a salirse de su espacio. Esta protusión pincha o presiona los nervios raquídeos que van a los brazos o piernas. Provocando no sólo dolor sino también hormigueos, corrientes, y debilidad en las extremidades.  Afortunadamente este problema aparentemente muy complejo tiene muchas soluciones. Tan sólo el 7 a 9% de las hernias discales requieren cirugía2.   Siempre busque varias alternativas antes de operarse.

La Terapia Neural, terapia Láser, terapia Ortomolecular y la Terapia ElectroNeuromedular ofrecen al paciente la capacidad de reconstruir la red de colágeno de la columna y discos inter vertebrales, disminuir las presiones dentro de los mismos y eliminar el dolor y la inflamación en pocas sesiones. Pero lo más importante como dijimos antes, es eliminar el exceso de “ruidos” , inflamaciones o sobrecargas en el sistema

RECOMENDACIONES   prácticas Siga las siguientes instrucciones durante los días siguientes a un dolor agudo de espalda baja:  ej1REPOSO ABSOLUTO
  • Descanse con las rodillas y caderas flexionadas lo más alto posible. Ver dibujo.
Sentarse
  • Permanezca sentado el menor tiempo posible, y hágalo sólo durante períodos cortos (10 a 15 minutos).
  • Siéntese con un apoyo en la espalda (por ejemplo, una toalla enrollada) colocado en el hueco de la espalda.
  • Mantenga las caderas y rodillas en ángulo recto (de ser necesario, use un descansapiés o un banco). No cruce las piernas.
  • Siéntese en una silla con respaldo alto y brazos.
  • Cuando se siente en una silla giratoria con ruedas, no tuerza la cintura al estar sentado. Más bien, gire todo el cuerpo.
  • Cuando esté sentado y quiera ponerse de pie, muévase hasta el frente del asiento. Párese estirando las piernas. Evite doblar la cintura hacia adelante. Estire la espalda.
Manejar
  • ejUse un apoyo para la espalda (respaldar ortopédico) cuando se siente en un automóvil o cuando maneje.
  • Mueva el asiento de manera que quede cerca del volante para apoyar el hueco de la espalda.
Dormir
  • En posición “fetal”, de lado con las rodillas flexionadas y con una almohada de 10 a 15 centímetros
  • No dormir boca abajo.
Pararse
  • Párese con la cabeza en alto, los hombros rectos, el pecho hacia afuera, su peso distribuido en forma pareja en los dos pies y las caderas apretadas.
  • Evite estar parado en la misma posición durante mucho tiempo. - De ser posible, ajuste la altura de su mesa de trabajo a un nivel cómodo.
  • Cuando esté parado, trate de elevar un pie apoyándolo sobre un banco, una caja o un escalón. Después de unos minutos, cambie la posición del pie. *Mientras trabaja en la cocina, abra el gabinete debajo del fregadero y apoye un pie adentro del gabinete. Cambie de pie cada 5 a 15 minutos
Agacharse, Ponerse en Cuclillas aa Agacharse con las rodillas, no con las caderas o inclinándose hacia delante.
Ejercicios para la columna
BIBLIOGRAFIA:
  1. Michel Guez,. The prevalence of neck pain. A population based study from northern Sweden. Acta Orthopaedic Scand 2002;73(4): 455-459.
  2. Siivola SM, Levoska S, Tervonen O, Ilkko E, Vanharanta H, Keinanen-Kiukaanniemi S. MRI changes of cervical spine in asymptomatic and symptomatic young adults. Eur Spine J. 2002 Aug;11(4):358-63. Epub 2002 Feb 09
  El dolor es el sistema de alarma más importante que dispone nuestro organismo. Tratar el dolor sin trabajar en su causa real,  es privar al ser humano de una medicina integral, holística y de con-ciencia.